jueves, 4 de febrero de 2010

Paro, parar

Las presentaciones para otro día, llevo prisa.
Hace días que activé este blog, ya había decidido que necesitaba hacer algo productivo —puede que mi madre piense en otro tipo de producto—, pero tenía miedo... el famoso miedo al blog en blanco. Ya hablaremos de esto: procrastinación.
Hoy una efemérides: hace dos meses que estoy en paro ("acción y efecto de parar"). En realidad no es la fecha oficial pero tampoco esa es la definición oficial.
Cuando vayan pasando los días iré contándoos alguna peripecia, algo que suceda en relación a esta mi nueva condición de no trabajadora... que, por cierto, es finita pero refrescante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cuéntame algo